responsabilidad social ISO 9001: 2015 biblioteca digital mapa interactivo trivia

Las pymes en la Ciudad: motor del desarrollo y la generación de empleo

El Presidente del CESBA, Federico Saravia, realizó una nota donde expone la necesidad de que la Ciudad de Buenos Aires adhiera a la Ley Nacional de Recuperación Productiva para las PyMEs.

Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, las pymes son la forma de organización empresarial más extendida, con una participación del 95% sobre el total del universo empresarial. En la Argentina representan el 99% de las empresas del país, empleando a 4,2 millones de trabajadores.

La Ciudad de Buenos Aires no escapa a dicha tendencia, siendo que las pymes porteñas son motor del desarrollo económico sostenible y la generación de empleo. Ello se debe en gran medida a su gran capacidad para mejorar la calidad de vida, fruto en parte de la aglomeración pero también de la sinergia, el talento, los recursos, la cultura y -sin dudas- la capacidad emprendedora que ha caracterizado históricamente a nuestra Ciudad.

En este marco, el comercio, la industria, los servicios, y fundamentalmente el emprendedurismo ofrecen grandes oportunidades para atraer inversiones y desarrollar las potencialidades productivas que permitan edificar una ciudad cada vez más pujante e inclusiva. Eso se refleja no sólo en los números del universo pyme en la Ciudad, sino también en los niveles de confianza que los habitantes de la Ciudad manifiestan en relación con este actor económico.

En la Ciudad están radicadas el 24,2% de las pymes del país y es el distrito con la mayor densidad de este tipo de empresas, con una cada 23 habitantes, generando un empleo cada 4,53 habitantes, la proporción más alta del país. Además, según datos del Consejo Económico y Social de la Ciudad de Buenos Aires (CESBA), la pyme es la institución que más confianza suscita entre los porteños.

A casi un año de la sanción de la Ley Nacional de Recuperación Productiva para las pymes (Nº 27.264), la Ciudad no adhirió a la norma, lo que a las claras es un despropósito teniendo en cuenta las potencialidades de desarrollo productivo y de empleo que ofrecen las pymes porteñas. En ese sentido, el CESBA presentó una iniciativa parlamentaria -elevada por las 26 organizaciones que la integran- que aún está a la espera de un dictamen favorable en la Comisión de Desarrollo Económico, Mercosur y Políticas de Empleo de la Legislatura de la Ciudad, para que pueda ser tratada en el pleno.

Es pertinente el tratamiento del proyecto para la adhesión a la Ley Nacional, en función de sortear los principales obstáculos para el desarrollo de las potencialidades del mundo pyme. Entre ellos se encuentran la administración tributaria, el acceso al financiamiento y las prácticas del sector informal que generan una competencia desleal.

Está a la vista que en los dos primeros casos la Argentina, tanto en lo que respecta a la presión fiscal sobre este tipo de empresas como en lo relativo a las dificultades para el acceso al necesario financiamiento para las actividades productivas, presenta indicadores que la ubican por encima de la mayoría de los países de América Latina.

Las pymes en la Ciudad: motor del desarrollo y la generación de empleo

Sin embargo, con la implementación de la nueva legislación para el sector, el panorama puede empezar a cambiar y de allí la importancia de adherir a la Ley para que sus beneficios sean plenamente accesibles para las pymes de la Ciudad.

En cuanto al tercer obstáculo -el referido a la competencia desleal- debe decirse que es en la Ciudad de Buenos Aires donde probablemente tenga el mayor impacto negativo en el mundo pyme. Sobre todo en el sector del comercio minorista, visiblemente afectado por el fenómeno de la venta callejera ilegal.

En ese sentido, el CESBA elaboró un informe que incluyó una serie de recomendaciones para disminuir la actividad, basadas esencialmente en reforzar los controles (de transporte de cargas en las inmediaciones a las ferias, controles fiscales), en la concientización (que los consumidores sepan qué están comprando), y en la reinserción laboral de los trabajadores cuentapropistas.

Por otra parte es fundamental desarrollar políticas públicas para los Centros Comerciales Abiertos de calles y avenidas, con el fin de promover la puesta en valor del comercio minorista, que es uno de los principales motores de las pymes en la Ciudad. En este contexto, el CESBA elevó una recomendación al Poder Ejecutivo de la Ciudad que sugiere el diseño de un plan estratégico para contemplar acciones como la intervención en el rediseño de las geografías comprendidas por estos espacios y la generación de elementos de diferenciación con los grandes complejos comerciales, promoviendo la vida social y el consumo.

Es necesario diseñar e implementar políticas que brinden soluciones a las problemáticas del sector y mejorar la competitividad de las pymes, lo que redundará en más y mejores fuentes de trabajo y, por eso, en una mejor calidad de vida en la Ciudad.

 

 

Nota publicada en Ámbito Financiero.